Saltar al contenido

Síntomas de un conejo enfermo

¿Tienes un conejo en casa? En este artículo de Mundo conejitos, enumeraremos todos los síntomas de un conejo enfermo, que nos ayudaran a prevenir grandes problemas si actuamos con rapidez.

Sintomas de un conejo enfermo
Síntomas de un conejo enfermo

9 Síntomas de un conejo enfermo

En el momento que un conejo presenta cualquier enfermedad, lo sabremos de inmediato, ya que veremos cómo nuestra mascota cambia prácticamente toda su rutina.  A continuación, te mostramos algunos signos y síntomas de un conejo enfermo:

Inapetencia:

Cuando un conejo pierde el interés por la comida,debemos preocuparnos. Puede ser temporal, pero si esta condición permanece a lo largo del dia , debemos acudir rápidamente al veterinario.

Diarrea:

Puede aparecer por distintas causas, generalmente bacterianas o parasitarias. Está asociada a patologías digestivas y si no se busca la causa a tiempo, puede ser mortal.

Pérdida de peso:

Esta condición es bastante peligrosa en conejos y puede ser asociada a casi cualquier patología. Debemos estar atento a que su conejito siempre coma correctamente y esté ganando peso de la manera correcta.

Dificultad para comer:

Diferente a inapetencia, en este caso el animal busca la comida, pero se le nota una evidente dificultad para masticar o tragar. Este síntoma se puede deber entre otras cosas al crecimiento anormal de los dientes del conejo.

Ojos irritados o enrojecidos:

Los conejos que no reciben un manejo correcto de parte de su dueño y este no le provee las condiciones ambientales idóneas para su vida, pueden desarrollar enfermedades oculares, como una conjuntivitis.

Ataxia:

Se refiere a la disminución de la capacidad para controlar los movimientos. Se asocia con problemas nerviosos y en conejos es muy frecuente en el síndrome vestibular y en las otitis internas.

Inclinación anormal de la cabeza:

Es un signo claro de otitis o síndrome vestibular, y suele ser muy característico a la hora de diagnosticarlo.

Pérdida de pelo:

Las patologías de piel no se quedan atrás cuando hablamos de conejos que reciben un mal cuidado. La alopecia es un signo claro de que algo no va bien, y la atención veterinaria debe ser lo más pronto posible.

Tos y estornudos:

En conejos las enfermedades respiratorias también suelen ser nefastas y es propicio atenderlas a tiempo.

Te recomendamos la máxima atención a tu conejito y las debidas visitas al veterinario de manera continua.

Enfermedades de los conejos y sus síntomas

Golpe de calor:

Esta se da cuando es expuesto a temperaturas inapropiadas para su especie. Los conejos a temperaturas iguales o mayores a los 30°C pueden experimentar golpe de calor. Este problema se manifiesta con síntomas como fatigas, enrojecimiento de orejas, dificultad para respirar y puede producir problemas cardíacos serios. Los conejos requieren de un hábitat fresco.

Rabia:

Esta patología ataca el sistema nervioso, es viral, se transmite por la mordedura o rasguño de un animal enfermo. Dentro de los síntomas están la abundante salivación, así como signos de deshidratación y una alteración en el humor. El virus al entrar al organismo, llega al cerebro y se disemina por todos los órganos, es muy mortal de no ser tratada a tiempo. Para combatirla y prevenirla lo mejor es aplicar la vacunación correspondiente.

Hemorrágia vírica:

Es una enfermedad altamente infecciosa y contagiosa. Esta produce hemorragias en las fosas nasales, fiebre, angustia respiratoria y convulsiones. De no ser tratada a tiempo puede ocasionar la muerte.

Mixomatosis:

Es transmitida por la picadura de insectos que se alimentan de la sangren (Pulgas, garrapatas, moscas, mosquitos y piojos). Los síntomas que produce es la inflamación en párpados, labios, mamas, orejas, genitales y las fosas nasales. También produce secreciones en las mucosas. Los síntomas no aparecen inmediatamente con el contagio, sino a los días. Además no existe una cura y suelen morir luego de unas semanas de infectados. Por esta razón hay que prevenir colocando la vacuna correspondiente.

Resfriado: 

Esta es una de las patologías más comunes, se da por condiciones de humedad inadecuadas. Los síntomas que presenta son: estornudos, irritación de las mucosas, secreciones, pérdida del apetito y apatía.

Neumonía: 

Se contagia cuando una bacteria de origen neumococo ingresa al organismo, llegando a los pulmones. Los síntomas son similares a los de un resfriado o una pasterelosis, pero resulta ser una infección más seria. Se produce dificultad para respirar, ronquidos, tos, estornudos y mucosidad.

Coccidiosis: 

Se produce esta infección intestinal cuando el conejo consume comida con excremento de la bacteria coccidio. Cuando esta llega al estómago y produce trastornos digestivos como gases, diarrea incontrolable y deshidratación. Es una de las principales causa de muerte en conejos.

Obesidad: 

Producida por la mala nutrición, que da pie al sobrepeso. Esta es detonadora de múltiples patologías asociadas al sistema motor, cardíaco, digestivo e incluso puede llevar a la muerte. La mejor manera de prevenirla es empleando una dieta equilibrada.

Giardiasis: 

Las giardias son bacterias que se alojan en el intestino produciendo diarrea y deshidratación. Además de ello, produce anomalías en las heces.

Bolas de pelo:  

estas producen la obstrucción intestinal que se evidencia con la poca generación de heces, pérdida de apetito y de peso.

Tiña de conejo: 

Esta molestia en los conejos se produce a través de un hongo. La misma, produce caída el pelaje en zonas específicas como la cara. En ese sentido, puede evidenciarse con pequeños parches sin pelo y costra en todo el cuerpo.

Callos plantares:

También es conocida como pododermatitis. La cual se da cuando los conejos presentan heridas en las almohadillas de sus patas y estas se infectan.

Sarna: 

Se puede dar de dos formas: en la piel y en los oídos y orejas. Esta se produce por ácaros que depositan los huevos en la piel del conejo. Estos al eclosionar producen larvas que a su vez generan costras, comezón y heridas en la piel.

Pulgas y piojos: 

La picazon, mal olor y mal aspecto de la piel y el pelaje son evidencias de posible presencia de pulgas y piojos.

Taluremia: 

La taluremia es transmitida por la mordedura de ácaros e insectos como pulgas y piojos. Entre los síntomas que produce están las úlceras en la piel y boca, inflamación de ojos. Pero el principal síntoma es la pérdida total del apetito.

Enfermedades del oído: 

El principal síntoma que evidencia esta patología en conejos es la pérdida del equilibrio y mal orientación de la cabeza. 

Abscesos: 

Son infecciones, causadas por bacterias que ingresan al organismo interna o externamente. Estos se muestran como úlceras o abultamiento en partes del cuerpo, con dolor, hinchazón y secreción de úes y sangre.

Mastitis: 

Es causada por la infección de las bacterias estreptococos y estafilococos. Las cuales producen fiebre, hinchazón y cambio de apariencia en las mamas del conejo enfermo.

Estos son los principales síntomas de un conejo enfermo, lleva a tu veterinario de animales exóticos de inmediato, si notas alguno de ellos.